INICIO NOTAS DE PRENSA NOTAS INFORMATIVAS A MEJORAR VIDEOS PROPUESTAS AL PLENO
 
 
22/12/2015 Colaboración Jesús Mario Blasco en el Heraldo de Aranjuez
GALGOS Y PODENCOS
 
  
      
 
 


Es posible que la resaca electoral mitigue durante estos días los efectos de lo que ha sido una auténtica semana horribilis para Aranjuez. Un par de mazazos a este maltrecho Aranjuez para el que noticias como estas se van convirtiendo en norma. Primero la plataforma logística intermodal comenzaba a desvanecerse (aunque cuando pasan seis años desde que se anuncia algo sin que se ponga un clavo después, la sorpresa en este caso debería ser relativa) y después se nos comunicaba que el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas decidía intervenir Aranjuez. Como es natural, la palabra “intervención” desató todo tipo de rumores y muchos ya se imaginaban a los “men in black” (y no precisamente Will Smith) entrando por la puerta del Ayuntamiento. Después se dijo que “solo” (¡¿?!) iban a ser los presupuestos de nuestra ciudad, y después hubo quien dijo que no era una intervención propiamente dicha.

¿Y cuál es la verdad? Lo cierto es que sí, que estamos intervenidos, si se me permite la expresión. Al menos, tirando de pragmatismo. Aranjuez está sometido a medidas de obligado cumplimiento en materia presupuestaria. Ya lo estaba con los planes de ajuste consecuencia de habernos acogido a los planes de pago a proveedores y a este último plan de pago de sentencias firmes, como las de Incocasa y Maconsa. Y como todo el mundo se podrá imaginar, este dinero no es gratis et amore , está sujeto a una condicionalidad. Dicha condicionalidad viene recogida en unos planes de ajuste que a día de hoy suponen una losa para Aranjuez, comprometiendo su crecimiento económico, sus inversiones, la contratación de personal… La aparición de más condiciones por parte del Ministerio de Hacienda no pone de manifiesto más que vamos a estar todavía más controlados. Y cuando a un municipio le tienen que controlar cada vez más desde entes externos, será porque las cosas no se habrán hecho demasiado bien, a menos que la carta desde el Ministerio sea en realidad una felicitación navideña, o un premio por lo bien que lo llevamos todo. Va a ser que no.

Ante este problema hay dos opciones, o ser franco, reunir a todas las fuerzas políticas de Aranjuez y en consenso comenzar a trazar unas líneas básicas que nos permitan salir del cráter en el que estamos metidos, o embarcarnos en juegos semánticos para intentar cargar -o descargar- de dramatismo el asunto en cuestión. Una solución curiosa, como si cambiándole de nombre se pudiera minimizar su gravedad. Pero ni siquiera en esto somos originales, pues a nivel nacional ya se hicieron malabarismos lingüísticos para evitar decir la palabra maldita.

Tanto es así que a la revista Time no le pasó por alto y nos dedicó un curioso titular: You say Tomato, I say bailout , algo así como “tú lo llamas tomate, yo lo llamo rescate”. Aquí en Aranjuez, más castizos, podríamos tirar de la famosa fábula de los dos conejos, que se ponían a discutir sobre la naturaleza de los lebreles que les perseguían con las fauces espumeantes, en lugar de correr a ponerse a salvo. Aquí estamos en las mismas, con la salvedad de que no nos persigue ningún galgo, sino un miura de una tonelada y unos cuernos como las aspas de un molino, y que cada año que pasa se va haciendo más grande, y con más mala leche.

Es evidente que lo que tenemos por delante no es ningún camino de rosas, y que empezar a tirarnos entre todos los trastos a la cabeza no va a contribuir a traer ninguna solución, sino a retrasarla, porque debemos enfocar los esfuerzos en taponar las vías de agua y en pensar en salir adelante. Y si a nivel nacional supimos en momentos muy difíciles ponernos de acuerdo y afrontar problemas gravísimos, aquí tenemos no solo la necesidad sino también la obligación de hacer lo propio. Un Pacto por Aranjuez en el que todos tengamos que sacrificar cosas, tragarnos sapos u orgullo, como queramos denominarlo, pero poniendo todo por nuestra parte.

Esto ya no va de buenos y malos, en esta historia podríamos discutir sobre héroes o villanos, pero sí sabemos que hay unas víctimas ciertas, que son los vecinos de Aranjuez. Y los ribereños se merecen que por una vez rememos todos en la misma dirección. De lo contrario, nos pasará como a los conejos de la fábula.

 
 
Todo el 2017
Todo el 2016
Todo el 2015
Todo el 2014
Todo el 2013
Todo el 2012
Todo el 2011
Todo el 2010
Todo el 2009
Todo el 2008
Todo el 2007
Todo el 2006
Todo el 2005
Todo el 2004
Todo el 2003
   
ARTÍCULO JESÚS MARIO BLASCO BLANCO SEMANARIO ESPEJO
LA HISTORIA SE REPITE PARA MAL DE ARANJUEZ
TENEMOS MOTE NUEVO EN LA CLASE
LA CRISIS TAMBIÉN DEBE AFECTAR A LOS POLÍTICOS
LAS FIESTAS SIGUEN EN EL RASO
         
     
 
 
   
 
Agrupación Ciudadana Independiente
para Aranjuez
Plaza de la Constitución, S/N
28300 Aranjuez (Madrid)
  Tel: (+34) 918 923 291
Fax: (+34) 918 923 291
e.mail: acipa2003@gmail.com